Despliegan un megaoperativo de fuerzas represivas en el territorio de la lof Lafken Winkul Mapu.

Como Grupo de Estudios de Memorias Subordinadas y Alterizadas (GEMAS)  expresamos nuestro repudio respecto a lo que está sucediendo en la región de Villa Mascardi con la Lof Lafken Winkul Mapu. 

En primer lugar repudiamos la respuesta del Estado frente a la  problemática territorial mapuche-tehuelche, que debe ser abordada integralmente y atendida  por otros Ministerios, y no bajo la vía represiva del Ministerio de Seguridad con las lamentables consecuencias que esto conlleva. 

Repudiamos, fervientemente, la detención de mujeres, niños y niñas pertenecientes a la lof Lafken Winkul Mapu, entre ellas una machi, por parte de las fuerzas represivas del Estado provincial y nacional. Esto NO debería estar sucediendo. Lxs niñxs y jóvenes mapuche no deberían vivir escenas de este tipo, que dejan huellas imborrables con efectos duraderos en el tiempo. 

Entendemos que este tipo de respuesta responde a las presiones de los intereses privados, muchas veces extranjeros, apoyados por el gobierno de la provincia de Río Negro. Desde hace varias semanas, medios de comunicación de alcance nacional y provincial presentan a lxs miembrxs de la comunidad como delincuentes y establecen como verdades la versión de una de las partes, sin escuchar ni analizar las diferentes perspectivas. Paralelamente, se fueron sucediendo marchas y encuentros organizados por sectores de derecha en Bariloche que, en nombre de la «paz social», no sólo niegan los derechos del pueblo mapuche tehuelche sino que promueven la violencia y el odio con afirmaciones racistas tales como: ‘Roca volvé. No terminaste tu trabajo’.   

Mientras el gobierno rionegrino denuncia a la lof por querer avanzar sobre la soberanía territorial argentina, significativamente apela al fallo judicial que dispone la apertura del camino del lago Escondido al magnate Joe Lewis, favoreciendo el ejercicio de soberanía de un extranjero en territorio de frontera. El Estado nacional se hace eco de la denuncia a la lof creando un comando unificado que habilita el accionar excepcional de la Policía Federal Argentina, la Gendarmería Nacional, la Prefectura Naval y la Policía de Seguridad Aeroportuaria en la región. Lamentablemente, la presencia de estas fuerzas de seguridad en la zona no es novedosa. El 25 de noviembre del año 2017 fuerzas represivas estatales nacionales asesinaron en este mismo territorio al joven Rafael Nahuel. Resulta grave que en el término de 5 años, el Estado nacional no haya podido, querido o sabido arbitrar otros medios que no fuesen violentos para abordar esta situación, en la que están involucradxs niñxs y jóvenes.  

Este nuevo operativo fortalece a los sectores y gobiernos de derecha, usinas de discursos racistas, que niegan al pueblo mapuche tehuelche, su preexistencia en este territorio y los derechos que los Estados nacional y provincial han reconocido en su carta constitucional.

Lo que está sucediendo en nuestra región es sumamente grave y merece otras respuestas. Nos mantenemos en estado de alerta frente a la situación actual, y nos sumamos al reclamo del cese de la violencia, fuera el comando de (in)seguridad del territorio de la lof Lafken Winkul Mapu, libertad a lxs detenidxs y que la persecución desatada hoy no permanezca impune.

Fuera el comando de fuerzas represivas del territorio de la lof Lafken Winkul Mapu.

El Estado debe estar a la altura de las circunstancias.

El Pueblo Mapuche debe ser escuchado.

Fotos: LUAN Colectiva de Acción Fotográfica.
https://www.instagram.com/luan_colectivafotografica/

Publicado por

GEMAS

El Grupo de Estudios sobre Memorias Alterizadas y Subordinadas (GEMAS) es una red de investigadores (docentes y alumnos) pertenecientes a distintos centros universitarios del país. Desde su conformación en el año 2008 se ha venido desarrollando en espacios formales de investigación y extensión, así como en espacios informales de participación política e intercambio de conocimientos.